La valoración

Califico mi experiencia personal  de 1 a 5 en cuanto a comida, servicio, a mbiente  y relación costo/beneficio 

Cultura sándwich

Sándwich taller

La Macarena

Cra. 4A # 26B - 34

Local de sánduches

La puntuación: 4,4


Precio promedio por persona: 17 - 25 mil

Sándwich Taller es, posiblemente, el restaurante más pequeño al que he entrado: tiene tan solo una barra frente a la cocina y una mesita en la calle. A pesar de esto, no resulta excesivamente incómodo: la música movida sumada al entusiasmo de los meseros y cocineros crea un ambiente festivo.

 


Como abrebocas, nos obsequiaron unos chips de plátano con un suero costeño muy ligero. M probó un jugo de la casa de piña y hierbabuena (3.000) que era espeso pero refrescante, muy equilibrado. Yo pedí una cerveza de BBC, así que no ahondaré en detalles.

 

De entrada, elegimos la Mazorcada Veg (9.000). Si les soy sincera, juré que traerían una mazorcada como las de barrio —aunque no me hubiera molestado en lo más mínimo— y no fue así. Tenía un sabor muy parecido al ratatouille, todos los vegetales estaban en su punto y, además, ¡utilizan maíz de grano grande! Lo único que le quitaría es el exceso de líquido que queda al final del plato. Les sugiero pedir esta entrada para dos porque es grande.

 

 

M es una de mis pocas acompañantes vegetarianas, así que disfruto comer con ella porque tiene mejor criterio que yo para juzgar las preparaciones para herbívoros. Ambas quedamos sorprendidas de que hubiera más de una opción vegetariana. Al final, M se decidió por el sándwich Veg Grill (12.000); le pareció muy completo, con una gran variedad de sabores que se complementaban: simple y bien hecho.

 

 

El mesero me dijo que el sándwich de Cerdo Confit (17.000) era una de las especialidades de la casa, así que no dudé en pedirlo. A pesar de que el pan estuvo más dorado de lo que me gusta, todo en conjunto sabía increíble. El aguacate estaba blando y de excelente sabor, aportando mucha frescura; el cerdo confitado tenía la corteza tostada y la carne tierna, llena de sabor, y el maduro, que por lo general no disfruto, le aportaba suavidad y un dulzor equilibrado. Los vegetales también estaban de ataque y venían con una mayonesa de ajíes exquisita y llena de carácter.

Lee también Callao: Pan con pan, comida de sabios

Dios sabrá cómo terminamos comiendo postre, la verdad, ya estábamos bien llenitas. El brownie (8.000) es de esos de paquete, pero le agregan un almíbar de frutas ácido que corta el exceso de dulce. Me gustó. Sin embargo, creo que es muy caro teniendo en cuenta el precio del resto del menú.

 

 

El restaurante promueve el concepto de cultura sándwich, que tiene que ver con la admiración por las preparaciones colombianas tradicionales, el uso de ingredientes de calidad y el amor por lo artesanal.

 

Así que si están en un plan relajado por La Macarena y quieren un lugar grato y familiar, échense la pasadita por Sándwich Taller. Ay, y prueben el de Posta Negra por mí: gracias de antemano.

 

Calificaciones de los otros comensales

M: 4,5

 

Tips viejecitos

  • Si no hay espacio, ¡pueden pedir para llevar o a domicilio también!

 

Please reload